Sindicatos y Comunidad de Madrid firman un acuerdo para regular esta fórmula en la que la Administración regional se encargará de aportar, en cualquiera de los escenarios, los medios materiales e informáticos, ordenador y software necesarios para el teletrabajo.

 

24/07/2020.
Firma del acuerdo que regula el teletrabajo para empleados y empleadas públicas de la Comunidad de Madrid

Firma del acuerdo que regula el teletrabajo para empleados y empleadas públicas de la Comunidad de Madrid

 

Comisiones Obreras ha valorado positivamente el borrador del decreto que se firmará esta misma mañana por parte de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, junto a los sindicatos de la Mesa General de Empleados Públicos de Madrid, y que regulará el teletrabajo en la Administración de la Comunidad. “Esto sólo ha sido posible después de conseguirse, a través de la presión y la negociación, mejoras en el borrador original”, indican desde CCOO.

A su juicio, ha sido especialmente importante la consecución de que sea la Administración la que aporte, en cualquiera de los escenarios, los medios materiales e informáticos, ordenador y software, necesarios para el teletrabajo.

“El documento final es mejorable y deja ambigüedades significativas –apuntan desde el sindicato-, pero CCOO ha decidido finalmente que era importante cerrarlo con acuerdo y estar en la comisión de seguimiento del mismo”. La Dirección General de Función Pública de la Comunidad de Madrid ha aceptado buena parte de las aportaciones de CCOO, sindicato mayoritario de las administraciones públicas madrileñas, en temas como el seguimiento sindical del teletrabajo, riesgos laborales y formación, protección de la intimidad y derecho a la desconexión, garantías en el respeto a los derechos laborales y acceso presencial a los servicios públicos.

El Decreto también incluye que para el personal funcionario docente, el personal estatutario y el personal al servicio de la Administración de Justicia, el teletrabajo debe de negociarse específicamente en sus ámbitos sectoriales. Para CCOO esta cuestión era “muy relevante”, pues son colectivos cuyas características especiales hacen necesaria una regulación muy concreta que evite las situaciones de precariedad y sobrecarga que han sufrido.
CCOO sigue demandando, no obstante, que la regulación del teletrabajo tenga un marco estatal, negociado entre las organizaciones sindicales y el Ministerio de Política Territorial y Función Pública, que podría tener impacto e implicar adaptaciones en la regulación de la Comunidad de Madrid.